20.4.06 11:36 a.m.

Regalo del maestro


Hace un par de días, le escribí un correo a Douglas Hofstadter, donde le envié los ambigramas que le he dedicado, y donde le contaba que me estoy leyendo su libro Gödel, Escher, Bach. La respuesta no tardó en llegar; en menos de cinco horas ya tenía un extenso mensaje de Hosfstadter en mi correo, donde me agradecía los ambigramas, y donde aprovechó de hacer algunas reflexiones y críticas respecto al tema.

Adjunto al correo venía, como ya habrán notado, un ambigrama que él me dedicó a mí. El ambigrama está hecho a mano, como todos sus ambigramas (se puede ampliar haciendo click sobre él, para verlo en detalle). En este ambigrama destacan dos características notables del estilo de Hofstadter: la simpleza de los trazos, y la legibilidad. Un excelente regalo, me tiene muy contento. Creo que ya es momento de crear una pequeña galería para mostrar todos los regalos que me han llegado, a ver si uno de estos días le dedico el tiempo.

1 comentarios:

Fraga dijo...

Homero,
Esto és el problema del alpinista que alcanza el topo del Everest: adonde vaya subir ahora?
No hay más agradable dilema, hehehe.
Saludos.